Las cooperativas de viviendas son un modelo alternativo a la promoción tradicional, que poco a poco ha ido ganando peso en el mercado inmobiliario. En concreto, en el valenciano este régimen se ha ido afianzando con la constitución de 65 cooperativas en los últimos diez años. Así, si en 2012 se contabilizaron 95 cooperativas en la Comunitat Valenciana, al cierre de 2021 la cifra ascendía a 160 sociedades, un crecimiento del 41% a lo largo de esta década, según los datos de la Federación de Cooperativas de Viviendas de la Comunitat Valenciana (Fecovi).

Lo cierto es que hace ya dos años que en València este modelo cogió cierta relevancia por el proyecto residencial que impulsaba la gestora de cooperativas Adu Mediterráneo enlos terrenos del estadio Mestalla, aunque finalmente el proyecto no salió adelante. No fue el único gran proyecto a nivel nacional en el que el cooperativismo estuvo inmerso. En Madrid, en cambio, una cooperativa sí consiguió comprar unos terrenos del antiguo campo del Atlético de Madrid (Vicente Calderón), lo que propició una notoriedad a este tipo de iniciativas inmobiliarias.

No obstante, el cooperativismo de viviendas cuenta con una larga trayectoria en el sector, pero ha sido en estos últimos años cuando el modelo se ha ido extendiendo por la dificultad que tienen muchos colectivos para acceder a una vivienda. Las cooperativas son entidades sin ánimo de lucro formadas por una agrupación de personas, que se unen para promover sus propias viviendas. De esta forma, se elimina la figura del promotor y la operación inmobiliaria suele ser más económica. Además, los socios de la cooperativa, cinco como mínimo, participan desde el primer momento en la toma de decisiones del inmueble y sus zonas comunes. Y es precisamente ese menor coste lo que también ha impulsado su crecimiento. Se calcula que el precio final suele ser entre un 20-30% inferior al de una vivienda tradicional al evitarse la intermediación del promotor inmobiliario.

De acuerdo con los datos de Fecovi, en el pasado ejercicio de 2021 se constituyeron 9 cooperativas de viviendas en la Comunitat Valenciana, de las que 6 fueron en Alicante, 1 en Castellón y 2 en València, un 6% más que el año anterior. De esta forma, en la actualidad existen 160 proyectos constituidos bajo este modelo en tierras valencianas

En la última década, en los primeros tres años (2012-2015) su crecimiento en la Comunitat fue residual con un proyecto al año por la resaca de la crisis económica provocada en 2008 por las ‘hipotecas basura’ en Estados Unidos. Sin embargo, hasta el momento había ya 97 constituidas por todo el territorio valenciano. En cambio, en 2016 el número de cooperativas creció un 7% con siete sociedades más: cinco en Valencia, y dos en Alicante y Castellón. Los siguientes dos años fueron ejercicios al alza pasando de 10 a 16 cooperativas constituidas, principalmente en la provincia valenciana. En 2019, bajó el número a 12 y el año de la pandemia las iniciativas se redujeron a 8. No obstante, en 2021 repuntó levemente.

Y es que, a diferencia de la promoción tradicional, la entrega de las viviendas suele dilatarse más en el tiempo, lo que también explicaría que en los últimos años haya cierta estabilidad en el mercado. «Este tipo de proyectos es a 4-5 años, por lo que este año veremos la culminación de varias propuestas que surgieron en 2017», explican desde Fecovi, que también achacan a la situación sanitaria y la crisis de las materias primas el menor ritmo de los últimos ejercicios.

En cualquier caso, la Federación Valenciana de Cooperativas considera que es un modelo afianzado en la Comunitat Valenciana y que irá al alza en los próximos años. «Valoramos muy positivamente el aumento en la creación de nuevas cooperativas de viviendas en la última década de crecimiento del sector de la promoción inmobiliaria», asegura Vicent Diego Ramón, presidente de Fecovi.

No obstante, asegura que existe «preocupación» en la federación por «la subida ingente de los costes de construcción, que está repercutiendo en los plazos y el precio de coste que asumen los cooperativistas», señala. Y es que las tensiones en la cadena de suministro por la falta o escasez de algunas materias primas han provocado en los últimos meses una fuerte subida en los costes de la construcción que está poniendo en jaque al Real Estate. Una situación que ya está provocando la paralización de obras en marcha y un encarecimiento del precio de la vivienda.

Uno de los modelos con mayor proyección es el cohousing, una alternativa para vivir generando comunidad entre vecinos compartiendo servicios. De hecho, el Plan Estatal para el Acceso a la Vivienda 2022-2025 del Gobierno Central contempla un programa de fomento de alojamientos temporales, de modelos de cohousing, de viviendas intergeneracionales y modalidades similares con subvenciones de hasta el 50% de la inversión.

«Hemos percibido como las políticas de vivienda para atender las necesidades de jóvenes y mayores comienzan a alinearse en los programas de fomento de la construcción y rehabilitación para vivienda asequible y viviendas colaborativas y cohousing. Las Administraciones autonómica y estatal han incorporado las alegaciones y consideraciones presentadas al Plan Estatal de Vivienda recientemente aprobado, que por primera vez, reconocen la vivienda cooperativa en cesión de uso como figura de acceso a la vivienda equiparable al alquiler», destaca Diego.

La propia Administración valenciana en su plan para levantar más de 2.400 viviendas en la Comunitat en suelos parados también da protagonismo a las cooperativas de vivienda. En concreto, un eje estratégico de la propuesta pasa por la cesión de uso de suelo público por 90 años para promover este tipo de proyectos, pero todavía se está a la espera de que se lance el concurso. Desde Fecovi, además, Vicent Diego urge a la Generalitat a actualizar la normativa de VPO para agilizar la vivienda de protección pública.

«Consideramos apremiante la actualización y revisión de la normativa de vivienda protegida y los módulos de coste que siguen sin actualizarse desde su aprobación en 2009, lo que hace muy difícil llevar adelante una promoción de viviendas de protección pública hoy en día. Se han alcanzado avances desde la mesa sectorial consultiva que puso en marcha la Conselleria de Vivienda, pero pedimos que se agilice la actualización para poder atender las necesidades y aspiraciones de acceso a una vivienda digna y asequible de jóvenes y mayores», subraya el presidente de Fecovi.

Fuente: Valencia Plaza

Fotos: Vicent Diego, presidente de Fecovi. Foto: EDUARDO MANZANA

15-02-2022

Las cooperativas de viviendas se afianzan en la Comunitat: crecen un 29% desde 2017

Las cooperativas de viviendas son un modelo alternativo a la promoción tradicional, que poco a poco ha ido ganando peso en el mercado inmobiliario. En concreto, […]
18-01-2022

FECOVI destaca el cohousing y la rehabilitación en una nueva publicación sobre Innovación en el Acceso a la Vivienda

Acceso a la publicación: AQUÍ FECOVI ha colaborado en la realización de una publicación sobre Innovación en el Acceso a la Vivienda: Masovería, Cesión de Uso […]
21-12-2021

FECOVI participa en un estudio sobreel estado de las Viviendas colaborativasen la Comunidad Valenciana

Este diciembre, el Aula de Emprendimiento en Economía Social y Sostenible (Aula Empresocial) de la Universitat de València ha publicado el libro Viviendas colaborativas: estado actual […]
22-11-2021

Terminado el Seminario sobre Colaboración público-cooperativa en el ámbito de la Administración Local: Cesión de suelo público a cooperativas de viviendas en la CV y retos para su financiación.

La Federación de Cooperativas de Viviendas Valencianas (FECOVI) y la Conselleria de Economía Sostenible, Sectores productivos, Comercio y Trabajo de la Generalitat Valenciana, organizaron un Seminario […]